¿Qué es el yoga?

Una de las disciplinas físicas y mentales que más se practica hoy en día es el yoga. Cada vez está más de moda asistir a clases de yoga o practicarlo de forma individual en casa.

Pero, realmente, ¿en qué consiste esta disciplina?

Se trata de un conjunto de prácticas que surgieron en la India hace mil años. Tiene tres ramas de interpretación, que se pueden seguir de manera conjunta o solo algunas de ellas.

Una de estas ramas, la más común, es la espiritual. Los que practican el yoga basándose en esta filosofía consideran el yo algo espiritual y no material. Es decir, que dan más importancia a las cosas espirituales y restan protagonismo a la materialidad del mundo que les rodea.

La rama más opuesta a esta espiritual es probablemente la racionalista. Aquí no se diferencia entre lo material y lo espiritual de manera significativa. Para los que practican el yoga siguiendo esta rama, lo importante es lograr el bienestar físico y mental que buscan.

Por último, está la rama religiosa que sirve de nexo de unión entre el alma y la divinidad.

Existen varias posturas a la hora de realizar yoga. Algunas son:

  • PadmasanaPostura del Loto-. Es la postura más clásica de la meditación. Aunque al principio es de las más difíciles de dominar, al final es una de las más relajantes. Beneficios:
    • Estimula la pelvis y masajea los órganos abdominales
    • Relaja el cerebro
    • Fortalece articulaciones de tobillo, cadera y rodilla.
Postura del loto. Fuente: Juan Luis Naranjo en FLickr
Postura del loto. Fuente: Juan Luis Naranjo en FLickr

 

  • AnjaneyasanaPostura de la luna creciente-. Se dibuja con el cuerpo un arco que recuerda a la forma de la luna creciente. Beneficios:
    • Fortalece los tobillos y las piernas
    • Regula el sistema digestivo

 

Postura de la luna creciente. Fuente: Amy en Flickr
Postura de la luna creciente. Fuente: Amy en Flickr

 

  • Bhujangasana – Postura de la cobra-.  se parece a la cobra con su cabeza coronada levantada majestuosamente. La espina lumbar está arqueada, estirando fuertemente el abdomen. Beneficios:
    • Fortalece la columna vertebral.
    • Revitaliza el pecho y los pulmones, los hombros y el abdomen.
    • Abre el corazón y los pulmones
    • Alivia la ciática

 

Postura de la cobra. Fuente: ccyhan en Flickr.
Postura de la cobra. Fuente: ccyhan en Flickr.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *